Somos

“Los Últimos” nace del Teatro de la Escucha el último día del año 2.006, en Barcelona, por iniciativa de Chusa Pérez de Vallejo, (hispano-argentina), actriz, psicopedagoga e intérprete de Lengua de Signos, que consigue reunir a su alrededor una serie de profesionales que ponen su saber al servicio de este proyecto. Se trata de una aventura en la que el teatro se piensa, se reinventa, se descubre de la mano de los últimos, esos que parece que no cuentan en nuestra sociedad y que sin embargo son los que sostienen con sus vidas las grandes experiencias del ser humano. Las propuestas que se están gestando son un canto a la vida y, a veces desde el desgarro del sufrimiento, un grito de esperanza.

Sentimos la necesidad de un teatro que genere ESPERANZA, que nos de razones para luchar, que nos recuerde los testimonios de los que dieron vida, que esté enraizado en los grandes problemas del mundo. Un teatro que no nazca ni muera en la escena, desde el que sea posible un compromiso más allá de modas o consignas comerciales. En definitiva, estamos en búsqueda constante, queremos ponernos en riesgo para dejar que el teatro cumpla su función fundamental de ser comunicación en un mundo salvaje y solidario al mismo tiempo. Desde el 2010 trabajan a caballo entre tierras Americanas y Europeas, dando formación, talleres, espectáculos y dirigiendo en ambas partes del charco.

 

Pablo Neruda, Los versos del Capitán

 

LA POBREZA:

Ay no quieres,te asusta

la pobreza, no quieres

ir con zapatos rotos al mercado

y volver con el viejo vestido.

Amor, no amamos,

como quieren los ricos, la miseria.

Nosotros

la extirparemos como diente maligno

que hasta ahora ha mordido el corazón del hombre.

Pero no quiero

que la temas.

Si llega por mi culpa a tu morada,

si la pobreza expulsa

tus zapatos dorados,

que no expulse tu risa que es el pan de mi vida.

Si no puedes pagar el alquiler

sal al trabajo con paso orgulloso,

y piensa, amor, que yo te estoy mirando

y somos juntos la mayor riqueza

que jamás se reunió sobre la tierra.